Irati

Fan número 1 del Baskonia, se pierde antes una training que un partido suyo. Siempre dispuesta a ayudar y a dar consejo, sobretodo si es de ortografía. Proveedora oficial de chicles en Whambo.

Fernando

Experto en marketing, busca el lado bueno de la vida, nunca falta una sonrisa y siempre a la última moda.

Miriam

Mañica de corazón, administra las riquezas de Whambo como nadie, enamorada de las medias.

Andrés

Apasionado del emprendimiento, suerte si algún día le ves en La Oficina, quédate con su cara que llegará lejos.

Marina

Siempre sonriente, trabajando sin parar y apasionada de sus proyectos. Con sus jersey de lana y sus petos, ¿a quién no va a volver loco?

Víctor

De Valladolid a Madrid en un segundo,el manitas, el conductor, el hacker, el profesor y muchas cosas más.

Angel

Míster universo, y el presidente más loco del mundo. Con un consejo o una frase motivadora debajo de la manga.

Gonzalo

Amante de la buena vida, del baile, de España, de la polémica, de los viajes (a Majadahonda sobre todo) y de Irati.

Cristina

Sonriente y comunicativa, se dice que es la hermana gemela de Mulán y que está casada con Martina y Andrés.

Laura

Muy trabajadora, todos los KPIs son suyos, al principio parece introvertida pero está llena de sorpresas.

Andreas

EXCELente en casi todo, método noruego y el bocadillo a las 11 no puede faltar.

Gonzalo Baigorri

El abuelito de Whambo y el diseñador oficial, el sarcasmo como forma de vida y siempre alegre.

Leo

Malagueño francés, cada día viene vestido de un color distinto y suele ser en traje. Cuando se pone a trabajar, es un crack.

Murillo

La prueba de que Ciudad Real existe, dispuesto a sacarte una sonrisa y hasta romperse un brazo por su equipo si hace falta.

Ana

Sonriente, el piti cada media hora, inconformista. Los médicos no le encuentran solución a su problema con dormir.

Martina

En una palabra, terremoto. Martina parió la hiperactividad. Piensa en movimiento siempre.

Jorge

El communication, hockey, papeleo. Whambo triunfará con la venta de sus apuntes, un maquinote.

Sara

Seriedad ante todo, aunque fuera de La Oficina es más dulce que un pastelito.